Muros invisibles!

Con esto de el muro que ahora esta tan de moda pensaba que también existen “muros invisibles” personales que por diferentes y desconocidos motivos, a veces, solemos levantar alrededor nuestro y que provocan muchas cosas negativas (y seguramente positivas también, no lo se) como el perder la capacidad de relacionarse o de llevarse grandes y gratas sorpresas, quizá me explique mejor con esta “analogía” que me encanta.
Había una vez una bella señorita con unos hermosos ojos azules azules que no quería que la voltearan a ver, sentía mucha vergüenza cuando era vista por la gente, y por eso no salía de casa y se ponía una gasa en su rostro cuando lo hacía. No tenía espejos, porque no quería sentir ni su propia mirada sobre sí misma. Estaba aterrada de ser tocada por cualquier mirada incluida la suya propia. No volteaba a ver a la gente por miedo a sentir las miradas de reciprocidad. Pero un día recibió debajo de su puerta un paquete. Era una fotografía de un chico joven, de ojos sonrientes, de mueca simpática, cabello brillante y nariz pequeña, no era guapo como los hombres de los anuncios de revistas, pero inspiraba una increíble alegría el simple hecho de verlo, nunca la había visto, al mirar sus ojos en la fotografía sintió un profundo calor en su pecho, un calor agradable y acogedor. Detrás de la foto decía “¿Me permites conocerte?” Por su miedo no pudo enfrentar la pregunta, escondió la foto debajo del tapete y se fue a esconder al baño.
Tiempo después, ella olvidó lo sucedido, pero recibió otro paquete igual bajo su puerta. Era otra foto del mismo joven, pero ahora frente a la foto estaba una nota que decía “Estoy afuera de tu puerta y tengo llave, no huyas, te quiero conocer”. Ella quedó petrificada, simplemente se puso a llorar mientras escuchaba minutos después cómo se abría la puerta. Gritó y lloró con gran miedo. Mientras el joven se acercaba a ella. Ella se ocultaba tras los muebles, se tapaba su rostro con sus brazos y las cosas que encontraba cerca. Su debilidad le impedía defenderse ante la supuesta irrupción. El joven, con gran paciencia y cuidado se acercó a ella, casi acorralándola en una esquina. Simplemente puso una mano sobre la cabeza de la chica, y la otra sobre el brazo que tapaba su rostro. Los dedos recorrieron los cabellos y la piel del brazo, remojada en lágrimas. El calor de su tacto era tan grato que la joven se rindió al esfuerzo. Sin abrir los ojos sintió las manos del joven tocar su rostro humedecido, y caliente, inyectado de sangre, avergonzado. Así duraron largo rato, hasta que el chico solo dijo: “Gracias”. Ella no abrió los ojos hasta que lo vió salir de la habitación.
Meses después del extraño suceso, recibió el periódico con un singular titular: “Escultor ciego triunfa con nueva escultura: Psique y Eros”. El rostro de Psique era el de ella, el rostro de Eros era el de él.

Hasta Mañana!

Todo va muy deprisa!

Hace unas semanas leo y veo una notica “el oso que acaricia un perro” quizás hace algún tiempo esto nunca hubiera sido noticia. El oso, nunca acarició al perro. El oso jugaba con su comida. El oso que enterneció al mundo porque se hacía amigo del perro acabó devorando al animal. Pero no, todo el mundo corrió a compartir tan dulce escena. En otros tiempos, la noticia se hubiera dado algo más tarde totalmente completa: “el oso que jugaba con el perro acabó tragándoselos”. He visto los documentales en los que los leones u otros depredadores, juegan con sus presas para que las crías aprendan a cazar. La mayoría de veces, no dejan escapar al manjar con patas.

—¿Ya?
—Sí… ya.

Pues no.
Hace unos meses que decidí que nada es para ya, que todo puede esperar cinco minutos más. No ocurre nada en absoluto si algo se demora y no ocurre inmediatamente si depende de uno mismo. Nadie sabe, hasta que tú lo decides, si tal o cual cosa lleva retraso. Evidentemente, existen las fechas y los tiempos límite pero es que, da la sensación, que ahora el segundo dura menos… eso no es verdad.

Me viene a la memoria la muerte de Juan Gabriel, el cantante, por poner un ejemplo. Los medios lo dieron por muerto antes de tiempo. Alguien tenía que decirlo antes que nadie para llevarse ¿las medallas? Pues no estaba muerto cuando le dieron por muerto. Tuvieron que comerse la mentira y rectificar. No estaba muerto cuando lo mataron pero cuando lo resucitaron… entonces sí, murió. Un caos informativo.

Solo son dos ejemplos de como las prisas y el ansia por compartir te dan un revés que, a mi modo de ver, no está bien empleado. ¿Hemos aprendido algo? Nada, por supuesto. ¡Faltaría más!
Todo va muy deprisa. Hemos llegado a un punto que demasiado. Hay que decir lo que sea ya, necesito eso ya, tengo que ir allí ya, tienes que venir aquí ya… o sea si… pero no tanto.

Hasta Mañana!

Estamos en ello!


Reconozco que me gusta tratar el tema de la motivación. Es un tema que me atrae, aunque muchas veces sea yo el primero que no lo cumple. El video me ha parecido la excusa perecta para lanzar una cuantas ideas sobre ello.

Desde que somos niños tenemos una serie de sueños que depositamos en unas ideas a muy largo plazo, inocentes de nosotros porque no somos conscientes de la dificultad que supone alcanzarlos. Pero bueno, como he indicado, éramos niños y tenemos el permiso y el “don” de hacerlo.

Personalmente, creo que en el desarrollo de nuestra persona en el mundo profesional no debemos ser presa de la ansiedad e intentar alcanzar todo urgentemente porque lo más probable es que dejemos muchas cosas por el camino que en su momento nos parezcan insignificantes pero que a la larga se transformen en importantes obstáculos o en las mejores herramientas para cuando llegue el momento.

Por supuesto, todos tropezamos una, dos y las veces que hagan falta, pero si la actitud es la adecuada seguro que el resultado es bueno, porque soy de la opinión que los tropezones son oportunidades para mejorar, nunca para lo contrario. A base de trabajo y de capacidad para crear y hacer las cosas y reconocer los fallos y aprender de ellos podemos llegar a definir un perfil óptimo que seguro nos dará muchas alegrías. En ocasiones, nos frustramos porque los resultados no acompañan al esfuerzo invertido en la tarea, pero hay que buscar el enfoque positivo del resultado, porque puede que económicamente no sea muy rentable pero profesionalmente sí lo sea por el conocimiento adquirido.

Al final, todo cuenta, la actitud personal del individuo y su preparación profesional, si los juntamos podremos saber hasta qué grado está preparado para afrontar nuevos retos. Sumando, claro está, el colectivo de personas que rodea a la persona en su labor, pudiendo convertirse en parte fundamental e indispensable de esa motiviación y capacidad de trabajo.

El video de la campaña de Amstel me ha parecido un muy buen ejemplo descriptivo de estas líneas, el esfuerzo, la capacidad de sacrificio y trabajo, de una persona por intentar culminar su sueño, por hacer las cosas lo mejor posible…

Estamos en ello!
Hasta Mañana!

La capsula azul y verde!

176902247_xsFue andando por la universidad en clases, con la mirada puesta en mis pasos, cuando la vi: una cápsula transparente cuyo contenido era color azul, aunque luego vi que en realidad era una mezcla entre verde y azul, brillante, estaba intacta. ¿Quién pierde una cápsula así?. La observé por un rato, era perfecta. Pensé que debía ser una cápsula para curar algunas heridas del mundo, demasiado perfecta para ser tomada por un humano terrenal…

Piso el jardín de mi casa una noche de este fin de semana, noche casi oscura. Me quito la ropa, me quedo desnudo y con paso firme y decidido, me acuesto. No veo nada, solo siento lo bien que se está. Me tumbo boca arriba observando el cielo porque dicen que esta noche hay una lluvia de estrellas (acababa de escuchar una canción que decía “…y es que para un cerdo es fisicamente imposible alzar el cuello hasta ver el cielo…” también quería comprobarme que no soy un cerdo). No pasa ni un minuto y veo la primera estrella cruzar en diagonal, de derecha a izquierda. Pido un deseo: ver otra. Segundos más tarde, mi deseo es concedido y pasa otra luz… esta vez de norte a sur. Y aprovecho mi buena fortuna y formulo otro deseo: que vuelva a ocurrir. Y sucede. Que pase y pasa. Que suceda y sucede. Que ocurra y ocurre. No debería tentar a la suerte pero siento que estoy en racha. También se que en la ciudad de mexico eso no se ve, por muy limpio que este el aire, esa noche yo las vi…
Una hora después, y durante el paso fugaz de una estrella recorriendo el cielo de izquierda a derecha, pido mi último deseo: irme a dormir. Me levanto, me visto, me sacudo , ando descalzo alejándome del jardín y me voy a mi cuarto. Veinte minutos después, duermo plácidamente en la cama.
…y es que hay noches (incluso días) en que todos los deseos se cumplen, solo hay que saber escogerlos y formularlos en el momento preciso. Esa noche no se cumplió ningún deseo, o puede ser que si y aun no lo veo… porque lo de las estrellas fue solo en mi cabeza, el cielo estaba totalmente nublado…

Al día siguiente vi la cápsula brillante que pasó a rodar por el escritorio hasta que volví a cogerla, a mirarla, a observarla. ¿Qué se puede hacer con una cápsula además de tragártela, esperar a que se disuelva y haga su efecto en el organismo? Al final, cobró vida, resbaló de mi mano y esta vez, fui yo quien la perdí. Quizá si es demasiado perfecta para los humanos y le debe pertenecer al mundo… ya no la encontré ya no la busque mas.

Mi mamá nunca me dijo “hijo, de donde no estés a gusto, vete” pero me hubiera gustado que me lo hubiera dicho y así no hubiera tenido que aprenderlo. Igual la cápsula se fue por eso de mi mano, o igual por eso no la busque mas… no se.
Esa misma canción que habla del cerdo decía “…tiene la llave pero, le da igual, si no le afecta claro, le da igual, desde su lodo todo le da igual, la verdad…” que cosa mas egoísta… estaré pendiente de siempre poder voltear al cielo para cerciorarme de que aun sigo siendo mas humano que cerdo.

Hasta Mañana!

Efímero!

dandelion-lgeEstaba yo sentado en la cafetería de la esquina, cuando se me acercó un viejo risueño y me tocó levemente el brazo. Nunca me pasan estas cosas.

– Perdón que te moleste, muchacho.
– No es molestia, estaba anotando unos pendientes, nada que no pueda esperar.
– Te he estado observando, tienes ojos de soñador. Te diré algo: pelea por lo que anhelas, no dejes de luchar, pero recuerda que en la vida todo es efímero. Relativiza triunfos y derrotas.
– Gracias, lo tendré en cuenta.

Acto seguido me puse a buscar en el celular el significado de “efímero” solo para estar seguro de que es lo que quería decirme el señor.

Me hizo un gesto cariñoso en el hombro y se fue con media sonrisa. Me quedé mirándole. Cuando pasaba el arco de la puerta se volvió y me guiñó un ojo.

Parece que tenía razón, todo es efímero:
El primer amor; los pasteles que mejor saben; las presencias familiares que nos importan (en su totalidad); la amistad sin interés; las lecturas que nos atrapan; ver crecer a nuestros hijos; el pelo en la cabeza; la confianza en los políticos; el estar recién bañado; el dinero en el bolsillo un fin de semana; la siesta cuando se necesita; las vacaciones; las relaciones de Internet; la suerte; el interés que desatas en personas interesantes; la limpieza en un taqueria de la condesa; la educación en el metro; los gases en tu cuerpo; los poemas dedicados; las canciones del verano; los empleos a jornada completa; tu roce en un coche; la victoria en campeonatos; la derrota en lo intentado; la memoria; el humo en el baño; el hielo en el vaso; la juventud; la belleza; las ampollas en los pies; las manchas de café en el escritorio; la ilusión en los mediocres; el talento de Peña Nieto; el descenso del desempleo; la crema en las magdalenas; la prisa; el verano; Usain Bolt; el hambre del tipo que sea; el luto por esa o ese ex que tardaron en irse; la pasión…

Llegué a mi casa, rompí la libreta donde anotaba las cosas pendientes de hacer y me dediqué a hacerlas, no vaya a ser que mañana me arrepienta de que se me pasó el tiempo para su realización.

Tengo dos cosas en mente que no son efímeras… el color de los ojos y la sonrisa… por lo menos mientras estas en la tierra…

La verdad no rompi la libreta… solo me puse a hacer los pendientes que tenían.
Hasta Mañana!

La Cortesia!!

asi_fue_el_incomodo_momento_de_pena_nieto_en_canadaLa cortesía ayuda a sostener una relación con la persona que amamos a pesar de que a veces nos pida opinión sobre una horrible blusa que lleva puesta. Este es uno de los escasos beneficios de la cortesía que se nos presenta bajo la forma de mentira piadosa o estafa menor con intenciones buena. Por supuesto siempre debemos tener presente que no somos los primeros en hacer uso de la cortesía y es válido considerar que nuestra contraparte nos pregunta qué opinamos de su blusa por cortesía, porque en realidad poco le importa nuestra opinión al respecto. Esta situación, en la que dos personas se vinculan solo por cortesía es mucho más frecuente de lo que creemos y, si más a menudo nos atrevemos a considerarla, créanme que podríamos librarnos de aburridísimas reuniones con compañeros del trabajo y otras situaciones en las que somos invitados por cortesía y nosotros asistimos por la misma razón. De hecho muy a menudo suelo imaginar cómo podría resolverse la misma situación haciendo uso de la cortesía y luego sin ella:

Situación haciendo uso de la cortesía:
-Hola, este Sábado festejo mi cumpleaños y por supuesto estás invitado.
-Sí, lo recuerdo, voy a ir, aunque solo un rato, porque el Domingo corro el maratón.
RESULTADO: Encuentro poco deseado por ambos individuos, incómodo saludo, te debo el regalo para la próxima, risas falsas, falsas aprobaciones, fin.
Situación sin uso de la cortesía:
-Hola, este Sábado festejo mi cumpleaños y preferiría que no vengas porque no te odio, pero tampoco me pareces una persona tan alegre.
-Qué bueno que lo planteas así, porque no me caes mal, pero tampoco iría al cumpleaños del novio de mi prima con quien no tengo un solo tema de conversación, es más, te estaba por mentir diciendo que correría un maratón al día siguiente para irme temprano.
-Nadie creería lo del maratón evaluando tu figura.
-Lo sé, pero es lo primero que se me ocurrió.
RESULTADO: Desinteresado saludo, sensación de alivio compartida, fin.

En lo que respecta a los regalos parece haber categorías, y entre los peores existe uno al que suelen llamar regalo de cortesía, comúnmente se trata de una baratija insignificante, que lejos de generar alegría, es capaz de producir doble malestar: desilusión en quien lo recibe e incomodidad en quien lo da. En este caso aconsejo a la humanidad que se olvide de los regalos de cortesía por que como ya acabo de demostrar son particularmente molestos. Ni hablar de los aperitivos de cortesía que sirven en algunos restaurantes: Todos sabemos que esas copas se completan con el champagne de las botellas más baratas del local o con los restos de comensales de la semana pasada (si, así es). Imagina una posada de navidad en donde no hubiera un intercambio forzoso. En donde solo se diera regalo a quien realmente quieres y tienes algo que reglar que sabes que le encantara.

Seguramente ya te estas preguntando quien te cederá el asiento en el microbús si nos deshacemos de la cortesía, sin embargo este blog es amigo de quienes ceden el asiento por que están convencidos de que están haciendo un bien y no por la cortesía misma y los reconocimientos que esta conlleva. Ahí esta la diferencia!
Hasta Mañana!

El Chocolate.

chocolate-mainHoy leí en la mañana, en uno de estos periódicos gratuitos y tan llenos de contenido relevante, una notica terrible: el chocolate podría acabarse en 20 años. Al oírlo, Sabina se desmayo.
La noticia hace referencia al otro tipo de chocolate, al que viene del cacao. Al parecer, se consume más chocolate del que se produce. Los cultivadores de cacao son como los abogados del PRI: no se dan abasto.
Los expertos dicen que al final será un objeto de lujo. Tanto, que en las recepciones en casa del embajador sacarán sólo un Ferrero Rocher y lo chuparán un ratito cada uno.
De cumplirse esto, supongo que nacerá un mercado negro de chocolate, un mercado 90% cacao (Como con el agave): “Eh, amigo, dame un peso para un nito.”
Los chinos venderán chocolate de imitación. Igual que ahora venden bolsas Luis Putón o lentes de Dolche Guevara.

La adicción al chocolate es un problema serio. Incluso las muñecas Barbie lanzaron un nuevo modelo para sensibilizar a la población sobre esta adicción. La bautizaron como “Barbi-zcocho”.
Para algunas personas, el chocolate es el sustituto del sexo. Caray, muy mal se te tiene que dar para que tu novia prefiera una pastel.
Hay una cosa que no entiendo: ¿por qué a un hombre que tiene los abdominales marcados le dicen que tiene “tableta de chocolate” Yo me como una al día y no se me marcan. Si tuviera que comparar mi barriga con un dulce, sería mas parecida a la rosca de reyes.

Lo que me impresiona es que hacen cigarros, monedas y botellas de champán de chocolate. Estamos educando a nuestros hijos en el vicio. Al rato veremos a los niños metiéndole billetes en la tanda a Ronald McDonald…
Ahora esta muy de moda la chocolaterapia. Consiste en darte masajes con chocolate fundido. En los SPA´s chinos lo llaman “Masaje Kinder”, porque al final hay sorpresa.
Por cierto, hay un postre, esto es cierto, que se llama “muerte por chocolate”. Eso tiene mas calorías que un helado de cerdo. ¿Quién pide un postre que contiene la palabra “muerte”? “¿Le espolvoreo un poco de cianuro, señor?”
Espero que el chocolate no desaparezca nunca, porque es un producto muy mexicano. Sin mas rollos, podríamos decir que Peña Nieto es como el chocolate: cada vez está más espeso, tiene más tropiezos y en todo lo que toca deja una mancha.
Hasta Mañana!

Gimnasios y verano!

magola-534Ya estamos prácticamente en verano y eso se nota porque los gimnasios se llenan de gente. Es normal. cuando llega el primer día de playa, a nadie le gusta aparecer blanco y fofo. que si se juntan cuatro amigos, parecen un pack de gelatinas art. En estas fechas los gimnasios están llenos. Como si regalaran bíceps. Nos creemos que en tres semanas arreglaremos once meses de comer. Somos así. Se nota quiénes se han inscrito a última hora porque llegan al gimnasio con la etiqueta del short colgando. Son los que el día de antes han vaciado la tienda de deportes Marti y se compraron hasta a la cajera.
Después están los que se inscribieron en enero y todavía no lo han pisado. En todo este tiempo, lo más cerca que han estado de hacer ejercicio es cuando instalaron la televisión para ver el futbol.
La primera vez que van, les da cosa preguntar cómo funcionan las máquinas. Entran como si conocieran a todo el mundo y se montan en el primer aparato que encuentran: “Hola, ¿qué tal? Se me antojaba hacer un poco de body… jofer… ing…” “…Me parece muy bien, pero es la báscula!…”
Subirse a una máquina sin saber como funciona es más peligroso que dejarse hacer tacto rectal por Freddy Krueger. Hay que empezar con algo simple. Ir poco a poco. Pedir reeditas hasta para la bicicleta estática… por si acaso.
Que también están los que prefieren el gimnasio en casa y se compran aparatos con nombres raros: “abdominser total plus power forcé generation 3000 in the sky” Sólo con decir el nombre a la primera ya te sale el primer abdominal.
En fin… como dicen esto es un circo… y eso que estoy omitiendo la parte de los vestuarios…
Hasta Mañana!

8 minutos!

gafas-museo-confunden-arte-4Ponen unos lentes en el suelo de un museo y las personas piensan que es una obra de arte… minutos después llega el dueño de los lentes y se los pone como si nada… no voy a mentir, la realidad es que me hubiera encantado ver la cara de los que pensaron que era una obra de arte y ya le estaban tomando fotos…

Para esas personas en realidad si era una obra de arte en ese momento, los que no llegaron a ver al dueño de los lentes recogerlo seguirá siendo una obra de arte, para los demás podrán ser muchas otras cosas. todo es relativo.

gafas-museo-confunden-arte-28 minutos que pueden ser…? pueden ser unos simples  480 segundos, puede ser una
eternidad si estas esperando a que te
entreguen tu hamburguesa al lado de la caja, puede significar el poder subirte a un avión o perder el vuelo, puede ser solo un instante si estas resolviendo un examen, también puede ser el tiempo que te toma recibir un agradecimiento, puede ser la diferencia entre tener una no sonrisa en la cara y tener una sonrisa en la cara, puede ser el cambio entre tener una día nublado o un día con un cielo tan azul que no quieres dejar de verlo, puede ser lo que dura una sorpresa,  puede ser la diferencia entre ser papa o no, entre estar soltero o Screen Shot 2016-05-27 at 3.44.05 PMestar casado… y podría seguir pero el numero de “puede ser” seria proporcional a el numero de personas que hay en la tierra multiplicado por el numero de veces que pueden pasar 8 minutos en cada una de estas personas… ósea un chingo… queda claro que todo es relativo porque también puede ser que 8 minutos no signifiquen un carajo… pero si hay oportunidad que signifiquen cosas buenas para que perder 8 minutos cuando pueden hacer que el día sea sorprendente.

Hasta Mañana!

Instantes, mirarla a sus ojos!

aulamagnaNo lo he comprobado, tampoco pienso hacerlo pero, seguro, que hay instaladas más escaleras electricas de las que te ayudan a ir para arriba que de las que te ayudan a ir para abajo. Ascender siempre es más difícil que caer.

La escalera tiene un sentido, 2 direcciones que alguien decide x ti, si hacia arriba o hacia abajo, pero tú eres libre de escoger la que más te convenga, hacia arriba te descansa, hacia abajo no te estropea las rodillas.

Te transporta, te mueve, sus peldaños nacen, se desplazan y mueren para reencarnarse en otro de igual de un punto a otro perpetuando la decisión tomada, no hay vuelta atrás y si la hay, no será fácil. Una vez subes, deseas que finalice lo antes posible haber subido a pie y controlas tú el tiempo, pero te dejas llevar, es automático.

Mirarla fijamente a sus ojos de metal te arrastra a un bucle infinito en el cual pierdes la percepción de la dirección tomada y no sabes si subes o bajas pero del que acabas saliendo de un modo u otro.

A veces se anda solo y solo se anda de un punto a otro por simple traslado. A veces ando solo porque muchas veces me quedo el último de un punto a otro aunque me da igual hacerlo al revés y me gusta hacerlo de madrugada mientras los demás duermen sus sueños. A veces me quedo el último al final de clase, muy seguido, casi siempre. Apagar la luz, el proyecto y finalmente echar una mirada a ese salón, ahora vacío, que es como una pintura, un recuerdo que tiene vida, que ha tenido un gran día, por donde han pasado sus integrantes, estudiantes, seguro buenos estudiantes. Cada asiento, el desorden, la basura en el piso me dicen que ahí hay vida, mucha vida, alegría, esperanza. Son las diez es de noche es momento de ir a descansar. Descansar después de un buen día.

Es un instante para un cierto tipo de seres… los que tenemos algún que otro trafico en conflicto, atasco en el cerebro.
Hasta Mañana!

Einstein y su Chofer…

einsteinCuentan por ahi que cuando Albert Einstein empezaba a ser conocido por sus teorías cientificas, era con frecuencia solicitado por las universidades para dar conferencias. Dado que no era nada bueno al volante y, sin em­ bargo, el cache le resultaba muy c6modo para sus desplazamientos, contrató los servicios de un chofer de taxi que pasaba por el cada vez que asistia a este tipo de eventos. El chofer lo llevaba, escuchaba la conferencia y luego lo regresaba a casa. Después de varios viajes, Einstein le comentó al chofer lo aburrido que era repetir lo mismo una y otra vez. -Si quiere -le dijo el- lo puedo sustituir por una noche. He oido su conferencia tantas veces que la puedo repetir de memoria. Einstein le tomó la palabra y, antes de llegar al lugar donde ofreceria su siguiente discurso, intercambiaron sus ropas: el chofer se arreglo y se despeinó; Einstein, por su parte, se colocó la casaca, el gorro y se puso al volante. Llegaron a la sala y, como ninguno de los academicos presentes conocia en persona al afamado científico, no se descubrió el engaño. El chofer expuso, de forma fluida, la conferencia que había escuchado tantas veces repetir a Einstein, mientras este lo observaba desde la ultima fila con una gran sonrisa. Toda iba muy bien, hasta que al final, un profesor en la audiencia hizo una pregunta que, evidentemente, el chofer no podria contestar. Por un instante titubeó, pero de pronto tuvo un golpe de inspiración y le respondió: -La pregunta que usted me hace es tan obvia y sencilla, que dejare que mi chofer, que se encuentra al final de la sala, se la responda.
Hasta Mañana!

Recuerdos… Memoria…!

Caray, es lo que más me angústia de estar con vida: poder llegar a perder los recuerdos. Toda la vida almacenando datos, aprendiendo y acumulando conocimientos para que de repente, un chispazo te deje el disco duro inservible. No hay copia de seguridad de tus cosas colgadas en la nube que puedas recuperar.

El primer disco —long play— que me compré fue “black and white” de Michael Jackson tras tontear mucho con los singles (por aquello de que todas las canciones de un disco grande no son buenas). Aquello marcaría la música que aún hoy, sigue gustándome. Lo compré unas semanas después de ver a Michael Jackson por televisión en la última actuación que haría en México, antes de morir por razones aun no bien claras. Una muerte que me parece que describe perfectamente la poesía del pop de la década de los 80 pero, también, de lo más solitaria.

Desde aquel momento, no solo se trataba de escuchar música sino que también, había que saberse de memoria las formaciones de las bandas, los títulos y los compositores de las canciones, los productores, el realizador de la portada, etc… Era la época de mirar y remirar la portada y los folletos interiores mientras caía una canción tras otra. Enriquecía tu cultura musical, sin más.

Diría que hay dos etapas en la vida, dos puntos de inflexión, en los que te das cuenta que te haces mayor (posiblemente haya más, pero tampoco le he dado demasiadas vueltas): el típico «cuando te das cuenta de que los futbolistas son más jóvenes que tú» y el más tardío «cuando empiezan a morirse los músicos con los que creciste». Antes no me pasaba pero ahora, en ocasiones solo escucho muertos: Gary Moore, Jeff Healey, Johnny Winter, Bon Scott, Steve Lee, Jon Lord, John Bonham, Robert Palmer, Phil Lynnot, Ronnie James Dio, Freddie Mercury, Alvin Lee, George Harrison… De todos ellos y de todos los de una lista interminable no habrá recuerdos nuevos pero, por suerte, no se borran los antiguos.

No sé si es más terrible quedarse hecho polvo en una silla pero con la cabeza bien despejada o ser un cero a la izquierda que no se entera absolutamente de nada. Como no lo he vivido en primera persona, no sé cual es el proceso. No sé si te vas enterando de que tu memoria flaquea o a medida que olvidas cosas, simplemente asimilas que las olvidas. Supongo que una vez lo olvidas todo por completo incluso olvidas que un día podías recordar.

…y es que quedarse sin recuerdos es como encender una y otra vez un mechero porque no sabes si ya lo hiciste.
Hasta Mañana!

Efecto Snapchat!

snapchat-headerMe pareció bastante interesante la aplicación de mensajería y fotos, snapchat, cuando me entere de su existencia, hace varios meses, además de que me costo trabajo entender bien como funcionaba me cuestionaba quien querría algo como esto y que tanto podría ser usada como una forma de comunicación que terminara sustituyendo a las mas populares como whatsapp… Snapchat, para los que aun no la han experimentado, no es mas que una aplicación de mensajería con la peculiar característica de que en cuanto la persona a la que envies contenido (ya sea mensajes, fotos o video) lo reciba y lo vea desaparece inmediatamente (incluye un importante aviso al emisor del contenido si este llegara a recibir copia de pantalla).
¿Porque tanta importancia a esta característica? Yo llegue a la conclusion de que puede haber varias razones dependiendo del uso que le des a esta…
La primera y creo que es la menos importante razón por la que este tipo de apps podrían prosperar y efectivamente terminar sustituyendo a las apps actuales de mensajería (a menos que las actuales se pongan las pilas) es porque el contenido es atrevido, o con un alto grado de “privacidad” en el, por decirlo de alguna manera. Nadie quiere que sus fotos intimas caigan en las manos equivocadas y parece que este (no siempre) puede ser una alternativa. Si bien es un buen motivo por el cual quisieras usar esta app no es lo suficientemente relevante como para que sustituya a otras mas populares por el simple motivo de que el porcentaje que suele enviar este tipo de contenido es poco (aunque creciendo, sigue siendo poco)
La segunda es la creciente importancia que le damos a lo desechable. Vivimos en un momento en que el exceso y facilidad de acceso a la información vuelve difícil decidir y ver lo que realmente importa por lo que si la información una ves consumida desaparece y vamos a lo que sigue de manera fácil es algo valorado. Información desechable.
Y el tercero es el valor que le damos a la privacidad de la información hoy en día… cosa que hace algunos años era poco probable pensar que se le diera tanta importancia a esto sobre todo en las generaciones mas jóvenes que esta exigiendo privacidad al contenido e interacción de este que ellos generan.

En fin me parece interesante este efecto y creo que esto seguirá creciendo y sustituyendo la manera de administrar la información y su vida util.

Hasta Mañana!

Ciclos!

Gran parte dCerrando-ciclose nuestra vida la vivimos haciendo ciclos, es decir, no somos lineales en ninguna de nuestras actuaciones, por cualquier causa siempre estamos renovándonos porque hasta nuestras células también lo hacen. A nivel laboral, son muchos los cambios que vivimos, sea por mejoramiento profesional, por mejoramiento de la calidad de vida o simplemente porque es lo que sigue en base a tus objetivos de vida. Hoy me toca terminar un ciclo con una persona con la que trabaje muy de cerca durante un año. Tiempo en el cual puede aprender mucho de ella: paciencia, perseverancia, constancia y humildad… valores muy conocidos, atractivos y populares pero que a la hora de ponerlos en practica en el día a día resultan difíciles de aplicar, sin embargo, durante este año los pude ver puestos en marcha día tras día. Por ello estoy muy agradecido, pude aprender, viéndola ejerciendo estos valores, desde como tratar de la forma correcta a personas difíciles, el hacer las cosas bien, mejor de lo necesario, proponiendo y hasta a cuidar hacer los pequeños detalles en el trabajo de la mejor manera posible. Estoy muy contento por que se que le esperan grandes experiencias y momentos increíbles en sus siguientes ciclos y por la oportunidad que tuve de trabajar con ella durante este tiempo. No me gusta desear suerte porque es algo muy injusto, pero si le deseo que siga teniendo esa fuerza para seguir ejerciendo esos grandes valores con los cuales pude disfrutar durante este tiempo y son las herramientas que la llevaran, por seguro, mucho mas lejos que la suerte. Gracias Lau.
Hasta Mañana!